26 noviembre 2011

10 alimentos sanos y nutritivos

Querer estar regias no significa que tengamos que comer poquísimo, sino más bien comer bien. Aquí tienes una lista de 10 alimentos que nunca pueden faltar en tu alimentación.


LOS TOMATES: Contienen licopeno, que es probablemente el antioxidante más potente de los carotenoides. La absorción del licopeno aumenta cuando se consume junto con una pequeña cantidad de aceite. Si se consume crudo, el tomate también es una buena fuente de vitamina C.

EL VINO TINTO: Ayuda a reducir la mortalidad cardiovascular. Los pellejos de uvas contienen antioxidantes, llamados polifenoles, que elevan los niveles de colesterol HDL o colesterol bueno. También inhiben la producción de endotelina, una proteína que contribuye al endurecimiento de las arterias. Pero para lograr estos efectos beneficiosos, el consumo debe ser muy moderado, no más de una o dos copas de vino al día.

LOS FRUTOS SECOS: Se consideran beneficiosos para la salud debido al tipo de grasa que contienen: poliinsaturada. Disminuyen los niveles de trigliceridos y colesterol LDL, a la vez que elevan el colesterol HDL; ésta es la fórmula perfecta para prevenir las enfermedades coronarias. También contiene vitamina E, un potente antioxidante que puede evitar las enfermedades cardiacas

EL SALMÓN: Al igual que otros pescados azules, contiene un tipo de grasas, denominadas omega 3. Comer salmón mejora el perfil de grasas en la sangre y ayuda a bajar la tensión arterial. La ingestión de salmón también afecta a las propiedades eléctricas del músculo cardiaco y hace menos probable la aparición de arritmias.

ACEITE DE OLIVA: Aporta principalmente ácido oleico (80%), que es una grasa monoinsaturada que reduce el colesterol total y el LDL colesterol, a la vez que aumenta el colesterol HDL o colesterol bueno. También contiene sustancias antioxidantes, como la vitamina E, carotenoides y compuestos fenólicos.

FRUTA: Las propiedades saludables de las frutas se basan en su alto contenido en antioxidantes, fibra, vitamina C y ácido cítrico. Además aportan ácidos orgánicos, ácido fólico, vitaminas del complejo B, citroflavonoides y sales minerales (potasio, magnesio, calcio, fósforo). Es aconsejable tomar cinco raciones de frutas y/o verduras diarias.

AJO: Se ha comprobado un cierto efecto protector del consumo de ajo sobre el desarrollo de ciertos cánceres, y en concreto de estómago, colon, recto, mama, próstata y laringe.

HUEVO: Contienen nutrientes y llevan en la clara proteínas de alta calidad biológica: un huevo aporta seis gramos de proteínas. Una tortilla o un huevo frito sí que es una deliciosa, saludable y nutritiva comida rápida.

LOS CEREALES: La pasta, el pan, arroz, patatas y cereales forman parte de la dieta mediterránea. Debido a su riqueza en hidratos de carbono, estos alimentos son una buena fuente de energía. Recordemos que la glucosa es el principal sustrato energético de órganos vitales como el cerebro, los músculos o el sistema nervioso.

LEGUMBRES: Aportan proteínas, carbohidratos y mucha fibra dietética o alimentaria. También aportan carbohidratos complejos, por lo que son adecuadas incluso para los pacientes diabéticos. Las legumbres contienen muy poca grasa (siempre que no se les añada al guisarlas) y no producen colesterol. La fibra soluble que contienen consigue además efectos beneficiosos en el aparato digestivo y el estreñimiento.

2 comentarios:

Carnet Manipulador Alimentos dijo...

Buenos tips de alimentación, lástima que detesto las legumbres, pero voy a tener que darles una oportunidad.
Saludos

edward josue perez tejada dijo...

que rica la comida lastima que nunca e probado lengumbres